9 dic. 2013

Hoy, en mi vida es una tragedia: Tengo más problemas con el Whatsapp que todavía no les conté




Sí. Básicamente lo que dice el título. Ya hablé una vez de la situación de tener conversaciones en grupo y cómo es tierra de nadie y cómo soy malísima organizándome. Y si a alguien le interesa, les cuento que los grupos doblaron en número desde que escribí ese post.
Pero hay más problemas, y más graves. Sí. ¿Hay cursos acerca de cómo usar el Whastapp? ¿Hay grupos de autoayuda? ¿Un panel de especialistas que me tire una línea? (Un minuto que se me colgó el reproductor de música… Ya estamos.)
Ya tengo problemas con la sociedad así como está, en el plano concreto, y ahora resulta que también los tengo en el plano virtual. Y no, no me sorprende.

PROBLEMA N° 1: Leo lo que quiero
O mejor dicho, de lo que está escrito, interpreto -tipo elige tu propia aventura- lo que se me canta. No es que pongo tonos equivocados o que me confunde una coma. Literalmente elijo las palabras que se me cantan y las ordeno en mi mente arbitrariamente. Todo a nivel inconsciente, por supuesto chicos. Como todo lo que hago, porque no me hago cargo de nada en esta vida.
Y lo peor es que me creo lo que leo y contesto en consecuencia. Y sigo un rato, hasta que alguien me lo hace notar. O no, y me peleo para la mierda con la mitad de mis contactos. Y tengo que volver para atraaaaas, releeeer, pedir disculpaaaaas… Y para esa altura nadie me habla, y se pudrió todo, y la gente me odia, y yo me abrí un vino.

PROBLEMA N° 2: Pongo punto a las oraciones y ahora me entero que está mal
Siempre escribí en redes sociales con puntos. Los necesito. Necesito encuadrar la oración entre la mayúscula y el punto porque si no queda flotando. Yo quedo flotando. El mundo queda flotando.
Me lo criticaron. Que los puntos eran cuando uno está enojado. ¿La gente entendía que el punto final era porque estaba enojada? Pero naaaaaaaah, es un punto. In-de-fen-so. Es como un cerquito. Es la puerta de salida de la oración.
Por supuesto que me reí cuando me lo dijeron. Por supuesto. Porque soy así de forra.
Hasta que el universo me la mandó guardar. Por supuesto. POR SUPUESTO.
Leí una nota en la que hablaban de la evolución del idioma vía redes sociales y como el punto se perdió en favor de imitar la conversación oral mediante los mensajes de texto. Y COMO HOY EN DÍA TIENE UNA CONNOTACIÓN NEGATIVA.
Empecé a estudiar a otra gente. Gente con títulos tipo Letras, gente que en la vida real me corrige. Y esa gente escribía sin punto. Y ahora ando por la vida con las oraciones del Whatsapp flotando como zeppelins.
Era eso o quedar como la loca que, encima que lee mal, vive enojada.

PROBLEMA N° 3: Escribo mucho
Soy persona de muchas palabras Y POR ESO TENGO UN BLOG. Uso muchas palabras porque no sé como decir las cosas con menos caracteres. Escribo mensajes eternos, re largos. Hasta hablo sola por Whatsapp cuando la gente de los grupos encontró algo mejor que hacer con su vida que tener el celular en la mano y contestarme a mí.
Y yo hago autocrítica y pienso, ¿cuántas palabras necesito para decir lo que quiero? ¿Y QUÉ CARAJO ESTOY QUERIENDO DECIR? Nadie lo sabe, y, principalmente, yo no lo sé. Me mareo a mi misma. A ese punto he llegado.
Sin ir más lejos, este post se suponía que iba al punto, rápido, eficiente. Y miren.
Ya me odié.

9 comentarios :

Anónimo dijo...

Vos caes en la misma bolsa porque crees que escribir con puntos suspensivos es que algo no está bien. Y poniendo palabras sin tilde que deben ir con tilde por el contexto también da a confusión. Digo por los cómo que no tienen tilde. Te amo. Deal with it <3

Alicia dijo...

Jodeme que poner puntos significa que estás enojada.
Y todo el mundo sabe eso?

Mariana Lu dijo...

Los puntos suspensivos están bien, pero dan SUSPENSO DE ALGO QUE NO SE DICE. Me cagaste con los cómo igual.

Y sí Alicia, lo sabe todo el mundo menos nosotras. Qué estafa.

Zeithgeist dijo...

'Y para esa altura nadie me habla, y se pudrió todo, y la gente me odia, y yo me abrí un vino.'

JAJAJAJAJAJ genia! xDD
Che, me dejaste de cara con lo de los puntos. NO uso wasaaaaa, porque ya estoy suficiente tiempo conectada como para encima seguirla por otro lado, pero los puntos... en serio??

Zeithgeist dijo...

Por cierto, seria genial q les agregues la fecha a los posts del blog, porque no se todavia como mierda llegue aca y si lo que estoy comentando tiene más de un anio de posteado. Maldicion

noe dijo...

Es la primera vez que vengo por acá...
No tengo whatsapp así que ni idea de qué va este post. Me pone mal lo del punto, posta! Y eso es más depre que dedicar un día a depilarse. Jaja!



ChuLs dijo...

Guotaps es un nuevo amor-odio que nos abruma la cabeza. Odio ver el celular, iluminar su pantallita puta y ver que no tenog ningun mensajito nuevo, cuando hay DOS COSITOS...ergo ya vio el msj. agh.

http://purgas.blogspot.mx/

Avellaneda dijo...

Como estudiante de Letras que también tiene grupos, chats y derivados, te digo, yo me la banco con el punto, así piensen que soy una ortiva y hasta media conchú.

A mí también me quedan flotando las oraciones, las ideas, la noción de las cosas, te diría. En Facebook también pasa igual.

Punto a favor: quien verdaderamente te conoce, sabe más de tu amor hacia los signos de puntuación que tu manía o no de enojarte.

¡Besos!

Mariana Lu dijo...

Ay que dulces todos, los quiero virtualmente.

Zeithgeist, no le pongo fecha a los posts porque escribo irregularmente. Que no quiere decir que el blog esté cerrado. Como que da un factor de sorpresa. (?)